caes
Home » Nutrición » Artículos de nutrición » Los aditivos alimentarios (I)
los aditivos alimentarios

Los aditivos alimentarios (I)

Qué son los aditivos alimentarios y si son necesarios son algunas de las preguntas que los consumidores nos hacemos a menudo. Y aunque los aditivos se asocian a la tecnología alimentaria y a la industria, y por tanto a los tiempos más modernos, lo cierto es que hay aditivos que se utilizan desde hace siglos. Por ejemplo los egipcios ya utilizaban colorantes y aromas para hacer más atractivos sus platos. De hecho el humo está considerado un aditivo, por sus propiedades de conservación y antimicrobianos, y el ahumado es un procedimiento de conservación de los alimentos que hace siglos que se lleva a cabo.

Sea como sea el ritmo actual nos obliga a encontrar métodos que nos permitan alargar al máximo la conservación de los alimentos. Hay estudios que demuestran que cada vez dedicamos menos tiempo a la semana a ir a comprar, y que de hecho la tendencia está en hacer compras cada vez más de forma mensual en lugar de semanal. http://www.mapa.es/es/alimentacion/pags/consumo/resumen.htm

Esta vez intentaremos hablar sobre estas sustancias, no todas tan lejanas ni tan extrañas como podríamos pensar, para entender qué son y para que sirven.

En primer lugar comenzaremos dando una definición sobre los aditivos alimentarios:

Se define como aditivo alimentario cualquier sustancia que no se consume como alimento ni como ingrediente entendido dentro de una preparación culinaria, y que se añade de forma intencionada durante la fase de fabricación, transformación, preparación, envasado, transporte o almacén, con la intención de conseguir alimentos más seguros y/o más apetitosos, y conseguir conservar sus propiedades nutricionales.

Gracias a la capacidad der hacer los alimentos más seguros y de alargar su vida útil, el abastecimiento de alimentos en la actualidad es muy grande. Nunca antes había existido una disponibilidad de alimentos tan amplia y variada en el mercado.

Regulación de los aditivos alimentarios

Todos los aditivos alimentarios deben tener una intención útil demostrada, que deben someterse a una valoración científica rigurosa antes de ser aprobado su uso. A nivel europeo que se encarga de velar por la seguridad alimentaria de los aditivos es el Comité Científico para la Alimentación Humana de la UE, elaborando una reglamentación homogénea a nivel europeo aplicada después por cada uno de los países miembros con los matices correspondientes. De hecho por este motivo los aditivos se conocen como números E. Es decir, que han sido aprobados por la UE.

A nivel Internacional existe el Comité Conjunto de Expertos en Aditivos Alimentarios (JECFA, sus siglas en inglés) que trabaja bajo el consejo y la protección de la FAO / OMS.

La valoración cinetífica a la que se ven sometidos los aditivos se basan en la reivisió de todos los datos toxicológicos disponibles, incluidos los resultados obtenidos de las pruebas en animales y humanos.

A partir de estos estudios se determina cuál es la cantidad máxima del aditivo en concreto que se puede llegar a consumir para que no tenga efectos perjudiciales. Es lo que se llama NOAEL Sin efecto adverso observado. A partir de este valor, y siempre eligiendo uno muy por debajo, se determina la IDA, es decir, la Ingesta diaria admisible, que es la cantidad de aditivo que se puede ingerir diariamente durante toda la vida sin tener efectos nocivos. Al mismo tiempo este valor es la cantidad mínima de aditivo necesario para conseguir los efectos buscados de conservación, mejora de propiedades, etc.

Además la legislación europea exige que se realicen estudios periódicos sobre cuál es la ingesta que hace la población sobre determinado aditivo, para que si aparecen datos superiores a la IDA por cambios en el modelo de consumo alimentario (un producto que de golpe y vuelta tenga un consumo muy elevado a nivel general) se puedan introducir modificaciones por esta IDA o limitar el uso de este aditivo en aquellos alimentos que se ha observado que se consumen de forma muy elevada. Aunque cabe decir que siempre se establece este valor con un amplio margen de seguridad.

Sobre Rosa Maria Espinosa

Rosa Maria Espinosa
Diplomada en Nutrición Humana y Dietética por la Universidad de Vic; Licenciada en Ciencia y Tecnología de los alimentos por la Universidad de Vic; Postgrado en Nutrición Humana y Dietética Materno infantil por la Escuela Universitaria de Infermería de Sant Joan de Déu y Máster en Comunicación y Gastronomía por la Universidad de Vic. Soy miembro colegiada en el colegio profesional de Dietistas y Nutricionistas de Cataluña (CODINUCAT) y miembro de la Asociación Española de Dietistas y Nutricionistas (CAT000273).

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*